Tag Archives: Inteligencias múltiples

CONTAMOS CON EMOTION: NARRATIVA DIGITAL EN CLAVE DE STOP MOTION

6 Mar

El pasado mes de enero tuvo lugar en Madrid Colaborar para Enseñar, el II encuentro de Proyectos Educativos Colaborativos organizado por la Asociación Espiral y la Fundación Colegio Base. Durante toda la mañana se sucedieron interesantes charlas sobre distintos proyectos que se estan llevando a cabo a lo ancho y largo de nuestra geografía y se entregaron los premios que los reconocen como algunos de los mejores y por la tarde fue el turno para los talleres, entre los cuales se encontraba el taller de narrativas digitales,  Contamos Con EMotion, encargo de la organización a la profesora Luz Beloso y a este que escribe, Juan Carlos de Miguel y del que saldría el proyecto colaborativo homónimo del que quiero hablaros en esta entrada.

logo contamos con emotion 2

Las narrativas digitales o transmedia son aquellas que nos permiten contar historias con la ayuda de herramientas digitales como el vídeo, el audio y cualquier otro recurso TIC. Esta técnica pretende involucrar tanto a profesores como a su alumnado en una de las más interesantes metodologías activas del momento, la de los aprendizajes por tareas o proyectos. Como podéis imaginar existen infinidad de técnicas y de herramientas para desarrollar esta metodología en las aulas, desde el podcast, pasando por el screencast, los poster digitales, los comic digitales, los cortos en formato vídeo, etc, etc… Cuando aceptamos el encargo, tanto mi compañera como yo estuvimos valorando hablar de todas ellas, pero según iban avanzando los días y se acercaba la jornada vimos la imposibilidad de tal empeño y decidimos apostar por una sola que integrase a todas las demás, es cuando nos decantamos por el stop motion.

El stop motion es una técnica de animación que convierte una sucesión de imágenes estáticas en imagenes en movimiento, en una película, valga decir, mediante el simple recurso del montaje cinematográfico,  al que se puede añadir sonido en sus tres formatos: locución, música y efectos. A esto se une la ventaja de que hoy día es posible hacer una animación de stop motion no solo con las herramientas tradicionales, cámara de fotos, grabadora de sonido y editor de vídeo, como con los nuevos dispositivos móviles, smartphones y tablets, que todos nuestros alumnos sin excepción poseen. Además se da la circunstancia de que mi compañera Luz Beloso es probablemente, a fecha de hoy, una de las profesionales con más experiencia y más premiadas en el campo de la animación en el ámbito educativo, como podéis comprobar en su biografía, por tanto la elección de la técnica no pudo ser más afortunada. En este vídeo sus propios alumnos nos explican en que consiste esta técnica.

 

Una vez tomada esta decisión lo primero que hicimos fue diseñar una propuesta didáctica para que los docentes inscritos en  el taller pudieran comprobar in situ, la facilidad y conveniencia de esta técnica y poder de esta manera llevarla a cabo en sus respectivas aulas con su alumnado, fuera cual fuera su nivel educativo y materia. Como solo disponíamos de tres horas para el desarrollo del taller debíamos llevar lo más acotado posible tanto el tema, como las herramientas a utilizar. El tema decidimos que versaría sobre Cervantes, del que este año se celebra el 400 aniversario de su muerte, concretamente sobre frases o citas de Cervantes. Las herramientas serían los smartphones y las tablets de los propios alumnos y puesto que sabemos que entre nuestros colegas hay una dicotomía tecnológica insalvable entre “los del robotito”  y “los de la manzana”, elegimos un app de cada uno de estos sistemas operativos (PicPac para Android y LEGO Movie Maker para iOS). En cuanto a la técnica la dejamos un poco más abierta, para dar algo de libertad a la creatividad de nuestros alumnos, pidiendo a la organización que nos proveyera de cartulinas, plastilina, rotuladores, tijeras, pegamento y cajas de cartón para que cada cual eligiera entre Cut Out, Clay Motion, Pixilación y Cels (las cuatro técnicas básicas del stop motion). #CervantesConEMotion fue el nombre que le dimos a esta propuesta didáctica. Aquí os dejo algunas de las imagines del taller.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Apenas un mes después de ese taller podemos decir que el proyecto colaborativo está siendo todo un éxito, pues hasta la fecha tenemos un equipo formado por casi medio centenar de colaboradores, docentes de todos los niveles educativos, desde infantil a universidad, de casi todas las materias y de todos los rincones de España y parte de Sudamérica. Se han generado 31 entradas con más de 50 animaciones en stop motion, en todas las técnicas, realizadas tanto por los propios alumnos como por sus profesores. El blog lleva más de 12.000 visitas y hasta tenemos un precioso logo obra de Lucía Alvarez que podéis ver encabezando este post y que lucimos con orgullo en cada uno de nuestros blogs docentes o de centro.

Ya tienes toda la información, ¿te animas a dejar a tus alumnos contar con eMotion? Te esperamos aquí

 

 

 

Anuncios

Qué es eso de las metodologías activas

29 Sep

Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo.

Benjamin Franklin

Cuando les hablo a mis compañeros de claustro sobre la posibilidad de cambiar las metodologías transmisivas y pasivas, mayoritariamente usadas en nuestras escuelas, institutos y universidades desde el siglo XIX (libro de texto, apuntes, ejercicios del libro para casa, clase magistral, aprendizaje memorístico, papel pasivo del alumno, control del aprendizaje mediante exámenes o test…) por metodologías activas, siempre me encuentro con la misma cara de perplejidad. ¿Y eso que es?

He aquí una posible definición.

Son estrategias que conciben el aprendizaje como un proceso integrador y constructivista, y no solo receptivo, donde la adquisición de los conocimientos están orientados a la participación activa de los alumnos a través de oportunidades y condiciones dadas (escenarios, actividades, casos, problemas, etc) por el profesor.

(Fuente)

Hay infinidad donde elegir, para gustos los colores, algunas hacen buen uso de las ¿nuevas? tecnologías, (una apuesta segura si lo que queremos es motivar al alumnado) tales como el flipped classroom, la gamificación o el mobile learning, otras son más viejas que la tos y su bondad está ampliamente testada, tales como el aprendizaje basado en problemas, aprendizaje basado en proyectos, estudio de casos, el aprendizaje basado en tareas, etc, etc

Hasta aquí todo perfecto pero, ¿por qué debería cambiar mi manera de dar clase, perfectamente aquilatada por el tiempo, mayoritariamente aplicada por mis respetables colegas, con la que yo aprendí y me formé como docente por estas otras que ni siquiera conozco?

En primer lugar porque lo dice la LOMCE en la Orden ECD/65/2015, de 21 de enero, por la que se describen las relaciones entre las competencias, los contenidos y los criterios de evaluación de la educación primaria, la educación secundaria obligatoria y el bachillerato, la nueva ley educativa que nos guste mucho o poco, está vigente en gran parte del país hasta nueva orden (nunca mejor dicho):

“Valorar la relevancia de esta afirmación en la toma de decisiones educativas supone optar por metodologías activas de aprendizaje (aprendizaje basado en tareas y proyectos, en problemas, en retos, etcétera)…

(pg.6)

“Para potenciar la motivación por el aprendizaje de competencias se requieren, además, metodologías activas y contextualizadas. Aquellas que faciliten la participación e implicación del alumnado y la adquisición y uso de conocimientos en situaciones reales, serán las que generen aprendizajes más transferibles y duraderos”

(pg.18)

En segundo lugar porque lo dice Edgar Dale, pedagogo estadounidense que realizó exhaustivos estudios sobre la forma en que adquirimos conocimientos y lo reflejó en este, así llamado, cono de la experiencia, según el cual las explicaciones del profesor (símbolos orales) y el libro de texto (símbolos visuales e imágenes fijas) estarían en la cúspide, es decir se olvidarían rápido y la experiencia directa (aprender haciendo) se sitúan en la base, es decir sería un aprendizaje que perduraría en el tiempo:

En tercer lugar porque lo dice Roger Schank:

Y en cuarto y último lugar porque te lo mereces…Y tus alumnos también.

Preguntas para un/a docente que acaba de conocer la teoría sobre las inteligencias múltiples

19 Abr

Hace 20 años que Howard Gardner enunció su teoría de las inteligencias múltiples. Me avergüenza reconocer que siendo docente desde hace aproximadamente ese tiempo he empezado a oir hablar de uno y la otra tan solo hace un par de años. Sin duda podría ignorarles otros 20 años y seguir siendo tan buen o tan mal profesor como soy ahora. No sería ningún problema para mí puesto que “conozco” mi oficio, se me da bien, ya sabes:  explicar, hablar, examinar, corregir, escuchar, preguntar, tachar, calificar, recuperar, aprobar, suspender… lo hago igual de bien que lo hicieron los que me precedieron, igual que los que precedieron a estos, exactamente igual que se viene haciendo desde hace 2 siglos aproximadamente.

inteligencias multiples

Ah ¿que no sabes quien es Howard Gardner? ¿no has oído hablar de las inteligencias múltiples? Tranquilo/a, que aquí está Super Punset que de una forma cómoda y elegante, como siempre, nos contará a través de una entrevista con el autor, de qué va todo esto.


Bien, y ahora es el momento de las preguntas. Las hago en segunda persona porque queda mejor estilísticamente, pero que conste que también son para mí. Pongámonos cómodos:

    1. ¿Sigues pensando que en tu clase hay alumnos buenos y malos, listos y tontos?
    2. ¿De verdad crees que hay asignaturas mas importantes y menos importantes?
    3. ¿Piensas que puedes enseñar igual a todos tus alumnos?
    4. ¿Sigues pensando que lo de trabajar por proyectos con otros colegas es una pérdida de tiempo?
    5. ¿Crees que el libro de texto sigue siendo imprescindible?
    6. ¿Crees que podrás seguir mucho más tiempo obviando las TIC en el aula?
    7. ¿Piensas que la única forma de evaluar a tus alumnos es mediante examenes escritos individuales iguales para todos?
    8. ¿Sigues creyendo que la única forma de trabajar en el aula es hablando tú la mayor parte del tiempo?
    9. ¿Crees que tus alumnos no tienen nada más que decir que lo que tu les preguntes en cada ocasión?
    10. ¿Piensas que hacer trabajar colaborativamente a tus alumnos les distrae del currículo?
    11. ¿Piensas que un sistema educativo que expulsa sin ninguna titulación a la tercera parte de los alumnos no debería cambiar radicalmente de rumbo?
    12. ¿Piensas que merece la pena intentar hacer algo distinto (una revolución sí, no te asustes, esa es la palabra) para evitar esta sangría?
    13. ¿Sabes que algunos centros educativos (privados la mayoría) ya están aplicando esta metodología con éxito en sus aulas?